Tener los labios muy finos o poco esculpidos puede suponer un problema estético serio para muchas mujeres y hombres. Por suerte, la medicina estética ha avanzado hasta conseguir los mejores tratamientos de aumento de labios sin cirugía, y en Clínica Albéniz (Granada), contamos con ellos. ¿Te interesa poder perfilar, modelar y aumentar tus labios sin emplear cirugía? Te explicamos en qué consiste este tratamiento.

¿Cómo aumentar los labios sin cirugía?

En Clínica Albéniz utilizamos productos y técnicas diferentes para aumentar los labios y esculpirlos. Entre ellos, los rellenos con ácido hialurónico de distinta densidad. Con este procedimiento podemos perfilar el labio, recrear y arquear el filtro labial (las columnas que hay entre labio y nariz), y rellenar la parte roja de los labios (vermellón).

No obstante, en algunas ocasiones puede ser necesario emplear otras técnicas complementarias para exaltar la imagen y proyección de los labios. O bien corregir las imperfecciones peri-bucales como líneas de marioneta, surcos de las comisuras, sonrisa gingival y labio invertido.

Aumento de labios con ácido hialurónico

Para aumentar los labios no es necesario someterse a una cirugía estética ni ponerse silicona. El ácido hialurónico nos permite ofrecer a nuestros pacientes un aumento de labios y modelado con un resultado muy natural. Ya que hacer que los labios se vean muy voluminosos con el uso del ácido hialurónico puede significar la pérdida de expresión. Por lo que el aumento de volumen deberá ser bonito y no resultar excesivo.

Los tratamientos con ácido hialurónico se realizan con una molécula natural, por lo que son totalmente seguros. Esta sustancia se reabsorbe por el propio cuerpo con el paso del tiempo y se aplica con procedimiento intradérmico a través de una aguja muy fina.

El relleno dérmico también hidratará los labios en profundidad. Ya que el ácido hialurónico capta y retiene el agua. Por lo que resulta un tratamiento antienvejecimiento natural y muy efectivo.

Si se opta por este tratamiento de medicina estética se conseguirá un aumento de labios profesional, que definirá mejor tu sonrisa y el aspecto general del rostro.

¿Quién puede someterse a un aumento de labios sin cirugía estética en Granada?

Cualquier persona puede someterse a nuestro aumento de labios sin cirugía estética en Granada. No importa la edad ni el sexo, aunque siempre dentro de unos límites marcados por la lógica, la ética y la legalidad.

Los labios de los hombres, y los de las mujeres son diferentes. Por lo que antes de proceder a este tratamiento estudiamos cada caso y analizamos la forma de los labios, así como los deseos de cada paciente.

Y aunque las mujeres sean más propensas a hacerse aumento de labios, por ser estos anatómicamente más gruesos y estar más aceptados los labios voluminosos socialmente, en los últimos años también ha aumentado el número de hombres que deciden someterse a este tratamiento. Esto se debe a los resultados tan naturales que pueden conseguirse con la medicina estética. Que a menudo no tienen nada que ver con la percepción artificial que tienen muchas personas en su mente.

¿Cuál es la mejor edad para un aumento de labios sin cirugía?

Conforme más joven se sea, más turgentes serán los labios. No obstante, pueden no estar bien definidos ni delimitados. A edades jóvenes, el grosor de los labios tiende a ser considerablemente superior, a los mismos labios años más tarde.

Por tanto, el aumento de labios sin cirugía es más sencillo en pacientes jóvenes. Además, el tratamiento será más eficaz. Es decir, que con menor volumen, conseguiremos resultados más voluminosos. También puede conseguirse una mejor definición y perfilado de labios.

En cambio, en pacientes de más edad el aumento de labios puede ser más laborioso. Estos labios habrán perdido más volumen, hidratación y elasticidad. No obstante, esto no quiere decir que no se pueden conseguir buenos resultados en pacientes mayores.

Para suavizar las arrugas de la zona peribural hacemos un estudio minucioso de la movilidad de la boca, así como de las propias arrugas y la anatomía de la zona. Luego aplicamos ácido hialurónico con distintas densidades. Un ácido más denso para las arrugas más profundas, y otro más fluido para las más finas.